Primera ampliación tras la crisis de la Gran Guerra

La Primera Guerra Mundial (1914-1918) produjo una profunda crisis del tráfico marítimo a escala internacional. El flete escasea y no se dispone de barcos, lo que a su vez incide negativamente en el comercio de la naranja al no tener salida la producción. Con el armisticio el puerto poco a poco no sólo recobró su actividad de antes, sino que se acrecentó, hasta tal punto que en 1923 se consolidaron dos líneas regulares con escala bisemanal en Castellón. Tal expansión motivó en los años 30 la redacción de un proyecto de ampliación de las instalaciones portuarias, que contemplaba la prolongación de la escollera de Levante para hacer operativo el antepuerto una vez construido el muelle transversal. Sin embargo, el puerto todavía tendría que superar otra contienda que le dejó al borde de la inanición, la Guerra Civil.

En la década de los 50 el ingeniero Modesto Vigueras redactó otro proyecto de ampliación sobre la prolongación del dique de abrigo. Ya en los años 70 se hizo realidad la dársena pesquera y, una vez culminada la construcción del Muelle de Costa, la Lonja se trasladó al puerto pesquero, en su actual emplazamiento.

Muelle Serrano Lloberes, s/n -12100 Grao Castellón Tel. 964 28 11 40 - Fax 964 28 38 00
AVISO LEGAL